¡Atención! Este sitio usa cookies y tecnologías similares.

Si no cambia la configuración de su navegador, usted acepta su uso.

Acepto

Antonio Garcia

Han transcurrido  100 días desde  que Antonio García cogiera los bártulos tras una sensacional temporada con el Itea Córdoba Futsal y pusiera rumbo al Vietnam. El técnico cordobés no desaprovecho la llamada de Miguel Rodrigo y firmo como Entrenador Asistente y Preparador Específico de Porteros de la Selección Nacional de Vietnam y del Club Thai Son Nam F.C. Tras casi cuatro meses lejos de Andalucía y con su ex equipos en segunda división le hemos preguntado al técnico cordobés por su recorrido por el país asiático y por el ascenso del Itea Córdoba Futsal.
 
¿Cómo han sido para ti a nivel profesional estos tres meses largos en Vietnam?
Llegué a Ho Chi Minh (antigua Saigón) el 28 de abril y justo al día siguiente comenzábamos a preparar la segunda vuelta de la Liga, que aquí consta de un formato distinto al que estamos acostumbrados, por ejemplo, en España. La Liga Vietnamita está compuesta por diez equipos y se disputa a modo de concentración, celebrándose la primera vuelta en dieciséis días de Abril y la segunda en catorce días de junio. Tras proclamarse Thai Son Nam campeón y disfrutar de unos días de recuperación para los jugadores, iniciamos el primer “training camp” de la Selección Nacional ya con la presencia de Miguel Rodrigo, que se incorporaba tras concluir su etapa como seleccionador tailandés. Esta fase de preparación, de  cara a los Sea Games (o Juegos del Sudeste Asiático) que se celebrarán en Kuala Lumpur (Malasia) a partir del 19 de agosto, incluyó partidos amistosos en Tailandia ante tres de los clubes más potentes de ese país. Por otro lado, del 20 al 30 de julio, estuvimos disputando la AFC de Clubes, competición que en Asia es equivalente a la UEFA Futsal Cup (Champions de Clubes). Nuestro Club finalizó en tercera posición obteniendo la medalla de bronce, igualando la mejor clasificación obtenida por Thai Son Nam en esta competición en su historia, así como la obtención del Premio Fair Play. En estos días nos encontramos inmersos en el segundo “training camp” ultimando la puesta a punto para los Sea Games. Cien días en Vietnam, que como se puede ver, han dado para mucho.
 
¿Cómo lo llevas con el idioma?
Tanto en el Club como en la Selección disponemos de traductor (vietnamita-inglés, inglés-vietnamita) que nos posibilita una correcta comunicación con los jugadores. El idioma vietnamita tiene seis formas de acentuación diferentes que dan lugar a fonemas de muy difícil pronunciación para un español y que lo hacen enormemente complejo para su aprendizaje. Poco a poco intentamos ir  incorporando palabras clave/códigos a nuestro “Diccionario Vietnamita de Futsal” para identificar las situaciones de juego más frecuentes y que el mensaje llegue directamente del entrenador a los jugadores.



 

¿Cómo has visto la evolución del futbol sala en Vietnam tras tu llegada?
Vietnam lleva apostando por técnicos extranjeros desde hace mucho tiempo. Primero fueron entrenadores tailandeses, después el italiano Sergio Gargelli, también Héctor Souto y Bruno García que consiguieron por primera vez en la historia clasificarlos para una Copa del Mundo (Colombia 2016). Esta apuesta decidida ha provocado una evolución importante del Futsal en este país que ha visto como ascendía escalafones en el Ranking Asiático y Mundial. También ellos son los responsables de haber ido sembrando cultura deportiva que hoy nosotros recogemos. Con la llegada de Miguel Rodrigo y su staff se aspira a continuar esta línea ascendente, potenciando aún más las categorías base donde se encuentran los técnicos granadinos Rafael García y Álvaro Martínez, para que el futuro a medio y largo plazo esté garantizado. El trabajo de cantera puede ser un punto diferenciador de este proyecto respecto a otros países asiáticos donde aún no hay una preocupación por la formación de jóvenes jugadores específicos para fútbol sala. En la Selección Nacional se pretende ir incorporando pautas y matices del Modelo de Juego con el hándicap de ser este año un año con muchísima carga competitiva y no disponiendo de mucho tiempo para entrenar. Intentaremos ir creciendo desde la competición. Los logros obtenidos con anterioridad son muy meritorios y no será fácil, pero precisamente ahí radica lo atractivo y motivante de este proyecto.
 
Y Miguel Rodrigo ¿Qué te ha llamado más la atención del técnico granadino?
La capacidad que tiene para implementar su idea de juego en muy pocas sesiones de entrenamiento. También la experiencia y conocimiento que posee del Futsal Asiático. Miguel es un personaje público que trasciende lo meramente deportivo en países como Japón o Tailandia. Como anécdota contarte que estuvimos una semana en Tailandia y muchísimos fans por la calle, en centros comerciales, o incluso el Policía de turno del Control de Pasaportes pedían hacerse un “selfie” con él.
 
¿A nivel personal como es el día a día de Antonio García?
El conductor del Club nos recoge normalmente muy temprano y nos lleva a nuestro centro de trabajo. Allí disponemos de una oficina que todos los técnicos españoles compartimos y desde la que podemos observar la pista de entrenamiento a través de una cristalera que recorre una de sus paredes. En esa oficina planificamos y organizamos el trabajo diario. Normalmente el equipo o la Selección (depende del momento de la temporada) entrena en sesiones de mañana y tarde. Por la mañana suele realizarse el trabajo de gimnasio y por la tarde el entrenamiento específico de porteros y el táctico-técnico. El almuerzo lo realizamos también en las instalaciones del Club. Una vez concluido el entrenamiento vespertino, regresamos a casa sobre las ocho de la tarde y ahí finaliza nuestra jornada. Al acabar la jornada, solemos quedar los españoles para ir a cenar. Entre campeonatos, solemos disponer de unos días libres que aprovechamos para desconectar visitando algún lugar turístico del país. Este horario obviamente puede variar en función de si estamos de concentración o disputando algún torneo en cuyo caso los horarios se adaptan a las circunstancias del momento.



 

¿Has encontrado muchos cambios con respecto a tu vida en Córdoba?
En Vietnam puedo disfrutar de la posibilidad de dedicarme en exclusiva al Fútbol Sala como profesión ya que en España compaginaba mi trabajo como empleado público con el trabajo de entrenador. El número de horas no varía en exceso, si quizá los horarios porque en Córdoba los entrenamientos eran muy tarde y aquí sin embargo a las ocho de la tarde suele acabar nuestro día normal de trabajo. Poder concentrar toda mi energía en una sola actividad laboral entiendo que te hace mejor profesional. Vietnam, como cualquier país asiático posee unas costumbres culturales muy distintas a las Occidentales. A pesar de esto, es un país donde la forma de ser de sus habitantes, abierta y extrovertida, unido a la gran influencia que todavía conservan de sus casi 70 años siendo Colonia Francesa, hacen de este uno de los países donde las diferencias culturales no son tan grandes. La ciudad donde vivimos, Ho Chi Minh, es muy cosmopolita, cuenta con multitud de expatriados y en la mayoría de los comercios y restaurantes se habla inglés, lo cual facilita muy mucho la comunicación. La ciudad impresiona. Principalmente por su tráfico caótico, especialmente llama la atención la tremenda cantidad de motos y la manera de conducir donde el vehículo de mayor tamaño es el que tiene la preferencia de paso. Una ciudad que cuenta con más de ocho millones de habitantes, el mismo número que toda Andalucía, dato este que resume la magnitud de esta urbe. Obviamente, la distancia respecto a casa no te permite tener cerca a la familia y amigos; son los costes personales que hay que asumir cuando alguien decide ir a trabajar lejos.
 
A los técnicos andaluces que meditan dar el paso para trabajar en el extranjero que les dirías.
Toda persona que tenga un sueño debe perseguirlo. Eso sí, debe valorar pros y contras y analizar sus circunstancias previamente. La famosa balanza que hay que poner en liza siempre que se debe tomar una decisión importante, alcanza aquí su máximo exponente. El Entrenador español tiene la responsabilidad de ser “embajador” de nuestro deporte y de un estilo metodológico muy definido por lo que resulta de suma importancia cuidarlo y no desvirtuarlo. No podemos olvidar esto porque al final pertenecemos a un colectivo y de nuestras actitudes y aptitudes dependerá que la imagen del entrenador español siga teniendo el prestigio que actualmente posee fuera de nuestras fronteras. Hay técnicos en Andalucía muy cualificados y preparados para hacerlo muy bien.
 
¿Cómo has recibido la noticia del ascenso a segunda de tu ex-equipo?
Con la alegría de saber que una Ciudad como Córdoba, y sobre todo muchos de estos jugadores merecían ya disfrutar de la Segunda División. Es la mejor noticia posible para el Futsal cordobés. El hecho de ir de la mano del Córdoba CF puede ser muy positivo porque el respaldo de un club de fútbol puede ayudar en lo que a masa social, recursos y posibilidades de crecimiento se refiere.



 

¿Sientes morriña cuando piensas que de no marcharte ahora serías técnico de LNFS?
En absoluto. Ya el verano pasado hubo conversaciones con el CCF y con la LNFS estando relativamente cerca de dar el paso que ahora se consuma. Cuando tomé la decisión de venir a Vietnam sabía que dejaba atrás opciones interesantes como la de entrenar al equipo de mi Ciudad, ya fuese en Segunda B o en Segunda, y que a la vez lo cambiaba por la opción de conocer e introducirme en el Futsal a nivel internacional, que daba el paso al profesionalismo como técnico y que sería todo un privilegio poder trabajar al lado de Miguel Rodrigo. Por lo tanto, no me arrepiento de la decisión tomada porque creo, honestamente, que será enormemente enriquecedora para mi persona tanto en el ámbito profesional como en el ámbito personal.
 
 ¿Te gustaría entrenar algún día al hoy equipo blanquiverde?
El mundo del deporte da muchas vueltas pero mi vinculación con la Federación Vietnamita y con el Club Thai Son Nam es hasta 2.020 y mi deseo es finalizar este contrato habiendo alcanzado los objetivos marcados.
 
Algo que quieras decir a los jugadores que estuvieron contigo y van a jugar en Segunda
El 80% de la plantilla que el equipo representativo de Córdoba tendrá esta temporada en Segunda División son jugadores que conozco muy bien porque los entrené en algún momento de sus carreras. Les diría que aprovechen la bonita oportunidad de jugar en una categoría tan atractiva y competida como es la Segunda División. Que tienen nivel suficiente para brillar en ella y que llevan muchas temporadas esperando este momento. Que tienen un seguidor fiel a 10.000 kilómetros de distancia y que me alegraré de sus éxitos como si fuesen míos. La estima y respeto que tengo por ese grupo de jugadores es bárbaro porque considero que, en cierta forma, ellos tienen una cuota importante de responsabilidad en el hecho de que yo hoy esté donde estoy y sea el técnico que soy. En Diciembre cuando regrese de vacaciones, intentaré ir a verlos a Vistalegre algún partido.
 
Para finalizar…. ¿dónde están los próximos objetivos de Antonio García?
Los más inmediatos en el ámbito de Selección Nacional están focalizados en los SEA GAMES que disputaremos la semana próxima en Kuala Lumpur  y donde competiremos por obtener una de las tres medallas en liza. Al mes siguiente tenemos los ASIAN INDOOR GAMES en Turkmenistán donde el potencial de los rivales será mayor aún que en los SEA GAMES al tratarse de una competición donde participan todos los países de Asia y no sólo los del Sudeste Asiático. En octubre afrontaremos la AFF, o fase de clasificación para la AFC 2018 (Asiático de Selecciones Nacionales), para concluir el año con las dos competiciones coperas de Clubes que se celebran en Vietnam, la National Cup y la LS Cup. Este año 2017 es especialmente prolífico desde el punto de vista del número de eventos.