¡Atención! Este sitio usa cookies y tecnologías similares.

Si no cambia la configuración de su navegador, usted acepta su uso.

Acepto

# Equipo PJ PG PE PP PTS
1 CEUT 20 17 2 1 53
2 EJI 21 16 1 4 49
3 PFS 20 12 2 6 38
4 MELS 21 11 4 6 37
5 JER 21 10 4 7 34
6 COIN 21 10 4 7 34
7 CAD 20 9 3 8 30
8 BETB 20 7 5 8 26
9 XER 20 7 5 8 26
10 FCAR 21 8 2 11 26
11 CARR 20 7 2 11 23
12 SCON 21 7 2 12 23
13 KENT 21 5 2 14 17
14 ALC 20 4 2 14 14
15 BUJ 21 1 6 14 9

Actualidad / Cádiz CFV

Cuando un conductor con su vehiculó circula por una calle por la que se conduce en ambas direcciones, y decide aparcarlo en dirección contraria, está cometiendo dos infracciones. La que origina un aparcamiento de forma indebida, y la segunda cuando  decida  abandonar el aparcamiento  lo hace también de forma indebida. Esto mismo es lo que les ha ocurrido a los colegiados jienenses Cejudo Calahorra y Martínez Leiva, en el partido de dirigieron el pasado sábado entre el Bujalance C. Manzano y Cádiz CFV.
 
El conjunto gaditano se presentó al partido con las licencias de los jugadores, y con el DNI de su técnico, Miguel Gago. Esta situación es debida a que desde la Federación aun no le han enviado la licencia del técnico, supuestamente al estar en trámite. El conjunto gaditano puede demostrar perfectamente que tramito las licencias de la presente temporada en fecha  y forma, abonando la mutualidad de su técnico y plantilla, y la tramitación recaudatoria que tienen que hacer los clubes al colegio de entrenadores para que en la RFAF sea acepta la licencia del técnico. Una vez que el delegado del conjunto amarillo entrego las fichas y DNI del técnico a los colegidos, estos no aceptan el DNI de Miguel Gago por lo que no lo autorizan a que ocupe el lugar del entrenador, imponiendo solo que pueda estar  en el banquillo como auxiliar. Desde el conjunto gaditano con su presidente Pablo Isorna a la cabeza no entendían esta decisión, que era inflexible por parte de los colegiados alegando que era la orden que tenían por parte de su superior (Fernando Palomino), manifestando de forma reiterada que no estaban autorizados a que en el banquillo se siente el técnico sin licencia, pues cualquiera podría ocupar esa posición con solo presentar el DNI (desfasados totalmente).
 
 
 
El partido ya comenzó manipulado por la decisión arbitral, al no permitir al técnico del Cádiz CFV ejercer su trabajo como el considere oportuno dentro del reglamento.  Ante esta decisión de los colegiados hemos hablado con delegados provinciales de árbitros, con árbitros de 1º, 2º y Segunda B, y todos dan la misma respuesta. “Los árbitros no somos policías, y su labor consiste en aplicar el reglamento deportivo en el partido  y dar fe por escrito en el acta de todo lo que suceda que no esté acorde con las normas del reglamento”. En el caso sucedido en Bujalance hay unanimidad. “si el club presenta el técnico con DNI, este tiene que firmar y ser inscrito como tal en el acta del partido. a la vez que en la misma se debe hacer un anexo en el que se manifieste que Miguel Gago se sienta en el banquillo gaditano como entrenador  acreditado tan solo  presentando el DNI, luego será la Federación o el Juez de Competición el que compruebe si lo que manifiesta el club gaditano es cierto o no. En ningún caso serán los árbitros los que decidan dentro del cupo de oficiales que se sientan en el banquillo quienes sí y quienes no”.
 
Cejudo Calahorra y Martínez Leiva, hicieron en Bujalance de policía y juez, incumpliendo con su deber al no permitir a Miguel Gago ejercer su función como entrenador. La segunda infracción es sugerirle al delegado del club gaditano que se “inscriba”  como auxiliar para poder estar en el banquillo. Probablemente cuando en Cataluña lean esta noticia se “mearan y cagaran de risa” ante la incompetencia que por el sur muestran con un técnicos tan contrastado en tierra catalana.
 
Lo cierto es que Miguel Gago no pudo dirigir a su equipo gracias a dos árbitros indocumentados que han demostrado no saber el reglamento,  perjudicado el Cádiz CFV. En el transcurso del partido se equivocan y de forma injusta –lo dice el video- expulsaron a un jugador  que no podrá jugar la próxima jornada, ellos si lo podrán hacer pues en esta categoría con las cagadas arbitrales nunca pasa nada. No estaría de más que el colegio de árbitros de Jaén se diera algún curso de formación para árbitros indocumentados que no saben la reglamentación. En el curso también tendría cabida como alumno su delegado, pues a fin y a la postre era la persona en la que se escudaban  los árbitros “su superior”.